Tag: empresas

¿Cuánto valen mis acciones?

Leyendo este buen artículo de Pablo Ventura, partner de Kfund Venture Capital, me ha animado a escribir un post sobre conceptos que muchas veces se confunden: valoración de la compañía y precio de las participaciones. Valoración y precio, dos términos que durante toda la historia nos han dado titulares y hechos que, a veces, parecen surrealistas.

Algunos de vosotros recordaréis la estafa del fórum Filatélico, donde se incitaba a los inversores a invertir porque el precio de los sellos siempre subía debido a su escasez. Claro que había pocos, los compraban ellos mismos para hacer subir el precio de los mismos. Gracias a ello prometían rendas fijas superiores a otras inversiones.

“Valoración y precio, dos términos que durante toda la historia nos han dado titulares y hechos que, a veces, parecen surrealistas.”

Un caso muy famoso en todo el mundo es la burbuja de los tulipanes en Holanda. Ya en el siglo XVII, pero entiendo que desde los anales de la historia habrá sucedido, había conflictos entre valoración y precio. Aquí se agudiza más, porque entraba en juego la percepción social que se tenía de poseer ciertos tulipanes, encima, poniendo sobre de la mesa algo tan subjetivo, y difícil de valorar, como la belleza.

Fuente: Wikipedia. Precio en Florines.

Volviendo a España, recuerdo en 2006 tener debates con algunos de mis allegados sobre la valoración y el precio de los pisos. Mientras ellos defendían a capa y espada que “hay que invertir en ladrillo” (que los pisos siempre suben, que compraron un piso por X pesetas en X barrio y que ahora lo tasaban en X euros) yo defendía que influían muchas cosas en esto, que no era tan simple. Una de las variables que encontraba más lógica para convencerles era que no tenía ningún sentido tenerse que hipotecar a 40 o 50 años para pagar un piso de 60 m2. Un piso no valía eso. En 2009, al fin, entendieron (creo) lo que argumentaba.

En el sector de las Startups, hemos visto valoraciones muy generosas (unicornios) que han generado controversia en los “espíritus críticos”. Básicamente, en la mayoría de casos, se valora que tengan una gran Base de Datos de clientes. Mientras crecen los clientes, crecen los interesados en invertir. Entonces ¿cuándo llega una valoración más baja que la anterior? Cuando otro player compra o tiene una Base de Datos mayor que la empresa en cuestión. Creo que fue a finales del verano pasado, leí que Facebook, con una base de usuarios de 1.600 millones, creó un sistema para poder vender tus cosas por la misma plataforma. Más allá de si esto llega a cuajar o no (hay que ver si el usuario se encuentra cómodo vendiendo sus objetos personales delante de su gente), en ese momento me vino a la cabeza una valoración muy generosa de una empresa española que se dedica a esto. Y aquí es cuando, seguramente, llegue una valoración más baja que la anterior.

Entonces, ¿cuánto valen mis acciones?

La valoración de las empresas es algo relativamente subjetivo que, al final, sólo se materializa cuando alguien está dispuesto a ponerle precio. En procesos de compra o de ampliación de capital se realizan diferentes análisis para darle un valor a la empresa. Todo esto puede saltar por los aires en el momento en que alguien esté dispuesto a pagar más por eso, sin pensar que hay dentro de la lata de sardinas. ¿Cuál es entonces el valor de mi participación en cada momento? La única referencia fiable (y paradójicamente muy volátil) es lo que el último que ha entrado en el capital de la empresa ha pagado por ello. Es decir, en el caso de las empresas, si ha habido una compraventa externa o una ampliación de capital, será el último precio de compra por la participación.

Fuera de este entorno, podríamos decir especulativo, existen otro tipo de empresas llamadas cucharachas. Son empresas que no están pensadas para “gustar” a los inversores de las fases más early. No se caracterizan por maximizar el crecimiento de usuarios y/o clientes (sin importar el coste de adquisición de los mismos), sino que vigilan de cerca la cuenta de resultados y, teniendo una visión mucho más “clásica”. Su principal objetivo es la supervivencia (como las cucharachas), lo que pasa por un crecimiento ordenado y, sobretodo, un Cashflow positivo.

“La valoración de las empresas es algo relativamente subjetivo que, al final, sólo se materializa cuando alguien está dispuesto a ponerle precio.”

En Private Investments Network, nuestra herramienta de gestión para inversores, mostramos a cada inversor su participación y el último precio de la participación, por lo que puede ver en cada momento cuánto vale, teóricamente, su participación en la empresa. Además, sumamos todas estas valoraciones teóricas de sus participaciones, para calcularle el valor teórico de su cartera. El cual, puede diferir por completo de la valoración que alguien haya hecho de esta empresa pero, como dice Pablo Ventura, es lo que tienes que tomar como referencia para no liarte con los cálculos.

Fdo. Guillem Comí.

Buen Gobierno Corporativo

El buen gobierno corporativo va más allá de las empresas cotizadas, de hecho, teniendo en cuenta de que aproximadamente el 98% de las empresas son no cotizadas, va mucho más allá. Así pues, entendemos el gobierno corporativo como un conjunto de buenas prácticas de la empresa con su consejo de administración, sus accionistas y otros stakeholders, independientemente si cotiza en el mercado continuo o no. No olvidemos que en España, por ejemplo, hay una gran tradición de empresas familiares de varias generaciones (sobre todo en el sector de la alimentación y bebida) las cuales tienen la necesidad de aplicar el buen gobierno corporativo para gestionar eficientemente la relación con sus grupos de interés. Con la dificultad añadida de hacerlo en un entorno privado y seguro.

“El gobierno corporativo es un conjunto de buenas prácticas de la empresa con su consejo de administración, sus accionistas y otros stakeholders, independientemente si cotiza en el mercado continuo o no.”

Además, también hay que tener en cuenta el auge de empresas de nueva creación (la gran mayoría de base tecnológica, o sea, startups) que necesitan el apoyo de varios socios inversores para poder crecer rápidamente. Para dichos inversores, es indispensable que el emprendedor tenga plena conciencia del buen gobierno corporativo para manejar la compleja relación que se crea entre ellos. Y, no nos engañemos, también lo es para la propia empresa si quiere crecer sin que ello sea un auténtico quebradero de cabeza que le impida centrarse en su core-business.

“Si una startup quiere crecer sin que ello sea una tarea que le impida centrarse en su core-business, debe aplicar los cánones del buen gobierno corporativo desde sus inicios.”

Uno de los pilares fundamentales del buen gobierno corporativo es la comunicación. De hecho, desde mi punto de vista, es el factor clave. Desde otras perspectivas, se abogará por la transparencia pero, en mi opinión, una buena comunicación implica la dosis exacta de transparencia y, por el otro lado, más transparencia no implica un buen gobierno corporativo. Me explico, un exceso de transparencia genera una alarma innecesaria a los stakeholders que, internamente, se debe saber controlar y comunicar a su debido tiempo y de la forma correcta. Incluso para las sociedades cotizadas, donde más se vela por el inversor, una reciente regulación Europea sobre el “cumplir o explicar” da una posibilidad de “escaqueo” a las empresas siempre y cuando lo justifiquen:

7. El artículo 20, apartado 1, de la Directiva 2013/34/UE obliga a las empresas admitidas a cotización a dar explicaciones en caso de no aplicación de las recomendaciones del código al que estén sujetas o que hayan decidido aplicar voluntariamente.

8. A   efectos   del   apartado   7,   las   empresas   deberían   indicar   claramente   qué recomendaciones específicas no han aplicado, y, para cada caso de no aplicación de una recomendación individual:

  • explicar de qué manera han desatendido esa recomendación;
  • describir las razones para ello;
  • describir cómo adoptaron la decisión de desatender la recomendación;
  • cuando la no aplicación sea temporal, explicar cuándo prevén atender una recomendación específica;
  • cuando proceda, describir la medida adoptada en lugar del cumplimiento de la recomendación y explicar cómo contribuye esa medida al logro del objetivo subyacente de la recomendación específica o del código en su conjunto; o aclarar cómo contribuye a la buena gobernanza empresarial.

9. La información mencionada en el apartado 8 debería ser lo suficientemente clara, exacta y   completa   como   para   permitir   que   los   accionistas,   los   inversores   y   otras   partes interesadas evalúen las consecuencias derivadas de la no aplicación de una recomendación específica.   Además,   debería   hacer   referencia   a   la   situación y   las   características   y específicas de la empresa, como su tamaño, estructura o propiedad, o cualesquiera otras características pertinentes.

Además, la CNMV ha redactado consideraciones adicionales dentro del marco de la recomendación de la Comisión Europea. Podéis leerlo todo en este documento.

“Un exceso de transparencia puede crear una alarma innecesaria a los stakeholders. Así que, internamente, se debe saber controlar la información y comunicar a su debido tiempo y de la forma correcta.”

Por otro lado, el buen gobierno corporativo no puede ser sólo un conjunto de “buenas intenciones” sino que, como en las empresas cotizadas, tiene que ser un conjunto de medidas ejecutadas para el beneficio de la empresa y sus stakeholders. De este modo, las empresas cotizadas nos muestran que estas buenas prácticas no pueden ejecutarse de manera óptima sin digitalizar este proceso aun si no lo tienen tan complicado como las no cotizadas, ya que su información debe ser pública. Entonces, ¿en qué plano quedan las empresas no cotizadas? ¿Cómo pueden gestionar el buen gobierno corporativo sin que sea una odisea?

Buen Gobierno Corporativo en empresas no cotizadas

 

buen-gobierno-corporativo-consejo-de-administracion

Buen Gobierno Corporativo – Reunión del Consejo de Administración

Primero de todo, debemos saber qué tiene que hacer una empresa, como mínimo, para estar dentro de las buenas prácticas del gobierno corporativo:

  • Realizar, como mínimo, una reunión anual con los accionistas para tratar el orden del día y donde se debería informar, consultar y decidir sobre:
    • los temas estratégicos de la empresa
    • las cuentas de la empresa
    • las previsiones de la empresa
    • temas operativos de la empresa
  • Mantener informados a los stakeholders de los hechos relevantes de la compañía
  • Mantener informados a los stakeholders internos de la evolución de los KPIs que la empresa crea necesarios
  • Tener a disposición de los accionistas documentos relevantes de la compañía

Os adjunto un excelente informe que realizó el pasado año Rusell Reynolds donde toma el pulso sobre estos temas en la empresa familiar a nivel Europeo. También os dejo una infografía muy completa realizada por KPMG sobre las claves del buen gobierno corporativo para las sociedades cotizadas en el mercado continuo.

Es fácil ver que para estar al día sobre el buen gobierno corporativo hace falta dedicarle tiempo y recursos pero, también, es fácil ver que tiene un impacto muy positivo para el óptimo funcionamiento de la empresa. Se habla mucho de conseguir el engagement de los clientes pero dejamos de lado erróneamente el engagement de los stakeholders internos que son los que más pueden hacer por la empresa. Obtener fluidez en este engranaje interno es clave para el devenir de cualquier empresa.

Para conseguir optimizar esta gestión, os dejo un link donde podréis encontrar una herramienta que ayuda a las empresas a estar al día del buen gobierno corporativo.

Fdo. Guillem Comí.

Razones del auge de las inversiones en startups en Europa

Según Venture Watch, la inversión en startups en España ha llegado a su record en 2015, alcanzando 600 millones de euros invertidos, un aumento de casi el 83% con respecto al volumen recaudado el año anterior, en el que se alcanzaron los 326 millones de euros.

Hemos tenido en los últimos años la conjunción de varios factores concadenados. Un fuerte aumento de la masa monetaria americana para compensar el riesgo de deflación creado por la crisis y la reducción de la velocidad del dinero, también, debido a la crisis. En los EEUU, la banca de la reserva federal de Saint Louis publicó que el M2 pasó de 2007 de 7 millones de millones de dólares a 12,3 en 2015 y que el ratio de velocidad del dinero se redujo de 2 a 1,49 en el mismo periodo. Este dinero fue primero a parar a activos de países emergentes y, después del Tapering (primer intento de reducir los estímulos a la economía Americana en 2013), se redirigió a inversiones “especulativas” en los EEUU.

Todo esto ha provocado una concentración de inversiones en las empresas tecnológicas que, en los últimos años, ha creado un arrinconamiento del mercado a las empresas tecnológicas haciendo subir las valorizaciones como la espuma (multiplicaciones de unicornios -empresa capitalizada por encima de 1,000 millones de dólares- y apariciones de decacornios –valoradas más de 10,000 millones) creando expectativas de rentabilidades muy altas que han atraído más inversiones en este segmento hasta en sus fases más incipientes, debido a las compras realizadas a las empresas por las grandes sociedades de inversión. Además, existe una política con ciertas similitudes a las de EEUU por parte del BCE en los últimos años, que está creando los mismos factores pero con un cierto retraso.

“Todo esto ha provocado una concentración de inversiones en las empresas tecnológicas que, en los últimos años, ha creado un arrinconamiento del mercado a las empresas tecnológicas haciendo subir las valorizaciones como la espuma.”

Finalmente, los grandes fondos norteamericanos se han dado cuenta de que podían encontrar proyectos tecnológicos globales en el extranjero y aprovecharse de valoraciones inferiores. Esto ha sido reforzado por la estructuración de un ecosistema local en todas la cuencas tecnológicas europeas en las cuales podemos destacar en España: Barcelona, Madrid y en menor medida Valencia.

Esto explica la aparición de operaciones de un tamaño nunca visto antes de 2014.

Fdo. François-Eric Perquel.

¿Qué es el crowdimpacting? Invierte con valores

Actualmente asistimos a un importante cambio de mentalidad en nuestra sociedad, provocado en gran parte por la situación de crisis financiera, que nos ha llevado a una profunda reflexión sobre qué motivos condicionan las decisiones económicas de nuestro día a día. Hasta ahora, no se tenían muy en cuenta las repercusiones éticas que existen detrás del consumo, el ahorro o la inversión, pero cada vez es mayor el número de personas que considera que ética y economía deben ir de la mano. Estamos asistiendo a un momento lleno de nuevas oportunidades para la creación de empresas y nuevos cambios en la forma de invertir, un momento en el que Internet juega un papel fundamental.

Cada vez hay más inversores, profesionales y minoristas que optan por financiar proyectos que reflejan una visión ética del mundo y generan un impacto positivo. Así lo demuestra el último informe ‘Las inversiones de impacto en España. Percepción, iniciativas y tendencias’ que acaba de publicar Spainsif y que sitúa a España como un país donde la inversión de impacto social empieza a tener cierto calado, aunque se trata de un fenómeno aún incipiente.

Según EuroSif, esta tipología de inversión registró 87 millones de euros en España en 2013. A nivel mundial la cifra se dispara hasta los 60.000 millones de dólares, de acuerdo con el último informe de JP Morgan y Global Impact Investing Network (GIIN).

En paralelo, cada vez más gente impulsa proyectos empresariales innovadores cuya misión es solucionar un problema social o medioambiental, es lo que llamamos emprendimiento con valores positivos, que poco a poco se consolida en nuestro país, donde existen más de 30.000 empresas sociales y la economía verde representa el 2,4% del PIB, con 61.000 compañías. A pesar de estas cifras, en España el último informe del GEM (Global Entrepeneurship Monitor) indica una tasa de actividad en este sector del 0,5%, el menor índice a nivel europeo.

“Cada vez más gente impulsa proyectos empresariales innovadores cuya misión es solucionar un problema social o medioambiental, es lo que llamamos emprendimiento con valores positivos

Con el objetivo de potenciar la inversión y el emprendimiento con valores en España surge la Bolsa Social, una plataforma de crowdimpacting, que utiliza la fórmula del equity crowdfunding, en la que los inversores adquieren directamente participaciones en el capital de empresas con impacto social positivo con el fin de obtener una rentabilidad integral, es decir, un beneficio no sólo económico, sino también social y medioambiental.

La Bolsa Social es la primera plataforma de crowdfunding en ser autorizada por la CNMV en España, como exige la Ley 5/2015 de Fomento de Financiación Empresarial. El auge del crowdfunding, que según Massolution a lo largo del 2015 podría alcanzar los 34.400 millones de dólares, demuestra que está cambiando no sólo la forma de financiar las nuevas empresas, sino también de generar visibilidad. Una visibilidad que se traduce en nuevos clientes y aliados.

A través de la modalidad de equity crowdfunding, la Bolsa Social permite que proyectos empresariales innovadores consigan capital de una manera ágil, sencilla y transparente a través de la red de inversores de impacto social adscritos a la plataforma, que incluye a inversores minoristas, business angels e inversores institucionales.

Crowdimpacting, que utiliza la fórmula del equity crowdfunding, en la que los inversores adquieren directamente participaciones en el capital de empresas con impacto social positivo con el fin de obtener una rentabilidad integral, es decir, un beneficio no sólo económico, sino también social y medioambiental”

En la plataforma sólo tienen cabida proyectos de empresas con un modelo de negocio probado, escalables y que generen un impacto social o medioambiental medible. Para su selección, la Bolsa Social analiza cada proyecto través de su Comité de Selección, en el que participa Analistas Financieros Internacionales (AFI), y pone a disposición de los inversores toda la información de cada una de las empresas, para que puedan valorar en qué proyectos invertir.

Las tres primeras empresas que inician la campaña para conseguir financiación, a partir del próximo 28 de octubre, son:

  • Nostoc Biotech, que tiene como misión reducir la aplicación de químicos en la agricultura, reequilibrar los suelos y preservar su salud a través de productos agrícolas naturales como biofertilizantes elaborados con productos biológicos.
  • Utopic_US,una compañía dedicada a la economía colaborativa que promueve un modelo organizativo y social basado en el coworking, la creatividad, la responsabilidad individual y la transparencia.
  • Wake App Health, un consolidado proyecto de mHealth dedicado al desarrollo de estrategias de intervención en salud a través de la tecnología móvil. En sus tres años de vida ha creado un total de 11 apps para dar respuesta a problemas de salud y es la primera incubadora de mHealth en España, actuando como catalizadora de otros proyectos que se están desarrollando en el sector.

La Bolsa Social quiere formar parte activa de este periodo de cambios y nuevas oportunidades y aspira a ser el foro para inversores y empresas con valores, con el objetivo de contribuir a mejorar la sociedad y cuidar del medio ambiente. Como afirma Jose Moncada, fundador y CEO de la plataforma: “se está produciendo un cambio de mentalidad, por lo que el crowdfunding de inversión tiene un gran potencial. La gente cada vez es más consciente de que puede aplicar sus valores cuando decide ahorrar o invertir y que esto no tiene porqué estar reñido con la búsqueda de rentabilidad”.

Fdo. Bolsa Social

El Crowdfunding financiero y la ley

Antes de entrar de lleno en el tema que nos ocupa, cabe destacar la diferencia de naturaleza entre la actividad de Crowdfunding financiera y no financiera. Las actividades correspondientes a esta última (que incluye el Crowdfunding de donación y el de recompensa) relevan principalmente del Derecho del consumo. También existe un forma más ambigua del Crowdfunding de recompensa, que es el Crowdfunding basado en atribución de royalties. En los países donde ha aparecido no suele ser considerado como un producto financiero.

La complejidad regulatoria aumenta considerablemente para las formas financieras del Crowdfunding (de inversión o de préstamo). En este campo, la lógica fundamental del Crowdfunding es la participación de la masa – lo que quiere decir cualquier persona interesada por la propuesta – que choca frontalmente con el derecho financiero desarrollado en los últimos 80 años: la voluntad de proteger a los inversores particulares, por ser menos cualificados que los profesionales para entender los riesgos de los productos financieros.

El resultado de este choque conceptual entre el derecho financiero tradicional y las necesidades del Crowdfunding está provocando cambios repentinos en el Derecho en todo el mundo y sigue sin estar totalmente estabilizado. Por estas razones, nos centraremos en las leyes aplicadas al Crowdfunding en la actividad financiera participativa.

La lógica fundamental del Crowdfunding es la participación de la masa, que choca frontalmente con la voluntad de proteger a los inversores particulares, por ser menos cualificados que los profesionales para entender los riesgos de los productos financieros.

Debido al liderazgo de Estados Unidos en Crowdfunding, empezaremos repasando rápidamente la evolución que ha conocido este país en este campo. La ley Jumpstart Our Business Startups (JOBS) del 5 abril 2012, una de las leyes emblemáticas de la primera administración de Obama preveía, entre otros aspectos, las posibilidades de crear exenciones aplicables al Crowdfunding para facilitar el acceso a la financiación para las pequeñas y medianas empresas.

La SEC (Security and Exchange Commission, equivalente de la CNMV española), ha sido la encargada de hacer los textos aplicativos de la ley y, al ser por definición el defensor de la visión tradicional del Derecho protector de los inversores, es entendible que se demorara bastante en encontrar una fórmula de aplicación del apartado sobre Crowdfunding, llamado título III (La ley JOBS tiene 7 partes llamadas títulos), por su antagonismo intrínseco con la lógica del Crowdfunding. El resultado fue el desarrollo, como en el caso de las leyes blue sky de principios del siglo 20 en temas de regulación bursátil, de unas exenciones interestatales en la mayoría de los Estados de los EEUU. A finales de mayo de 2015, la web crowdfundinglegalhub.com contaba con 24 estados con exenciones aprobadas, 13 en curso de aprobación, 12 sin proceso de este tipo y California que rechazó su ley de exención sin alternativa. El retraso de los textos aplicativos, no solamente puso a los EEUU en una situación de desventaja competitiva frente a los países más adelantados de Europa (sobre todo el Reino Unido), sino que también empeoró la complejidad operacional con todas las leyes locales.

La gran sorpresa vino de la misma SEC, el 19 de junio de 2015, cuando puso en marcha el título IV de la ley JOBS sobre la formación del capital de las pequeñas empresas. Bajo este apartado, abrió la puerta a que las start-ups americanas pudieran levantar hasta 50 millones de dólares de inversores acreditados y no acreditados. Esto significa una revolución copernicana del Derecho financiero de los últimos 80 años. Aunque abre la puerta a numerosas dudas y riesgos crea, para aquellas empresas que sepan utilizarlo, una formidable oportunidad de financiación directa extremadamente competitiva (en equiparación a los Derechos de otras partes del mundo).

La gran sorpresa vino de la SEC (equivalente de la CNMV española), que abrió la puerta a que las start-ups americanas pudieran levantar hasta 50 millones de dólares de inversores acreditados y no acreditados.

La situación de las leyes aplicables a las actividades de Crowdfunding en Europa pasa por una evolución un poco diferente que en EEUU, aunque con paralelismos. A diferencia de la voluntad del gobierno norteamericano (que ha podido marcar un camino precursor con la ley JOBS anticipándose, probablemente más o menos un año, a la necesidad percibida por el grueso del mercado), el deseo de promover este nuevo tipo de financiación de las empresas marcado por la Unión Europea y sus representante no ha podido trasladarse aún al terreno reglamentario europeo.

En la lentitud de su funcionamiento, se hicieron varias consultas para intentar encauzar el proceso. Una de las últimas, fue la consulta pública sobre la revisión de la directiva sobre los prospectus que se hizo en mayo y que cosechó un gran número de respuestas.

Algunos de los gobiernos nacionales no han esperado a la aparición de un marco comunitario y fueron mucho más proactivos a la hora de promover el Crowdfunding. El Reino unido es el parangón de esta actitud al que ha seguido, de manera menos eficiente, Francia. Ambos han estructurado este nuevo mercado en los últimos años. En el primer semestre de 2015 varios países han optado por intentar entrar en este grupo. Es claramente el caso de Austria, en menor medida Alemania y, mucho menos, España.

En la lentitud de su funcionamiento, se hicieron varias consultas para intentar encauzar el proceso. Una de las últimas, fue la consulta pública sobre la revisión de la directiva sobre los prospectus que se hizo en mayo y que cosechó un gran número de respuestas.

Otros están aún debatiéndose entre la visión aperturista de toma de riesgo controlado con el Crowdfunding y frente a la perspectiva tradicional de los reglamentos bastante burocráticos que tienen la finalidad de proteger a los inversores particulares. Varios países parecen aun enrocados en esta actitud, tales como Dinamarca y otros países del norte de Europa así como varios países de Europa central y oriental.

Podríamos hablar de un efecto mancha de aceite, que parte del Reino Unido y que progresivamente se esparce en el continente, perdiendo fuerza en muchos casos por la distancia del epicentro del derrame.

El resultado para todas las partes involucradas en este tipo de transacciones es más que confuso. Existen diferencias en muchísimos aspectos de las leyes del Crowdfunding adoptadas. Las principales de ellas son:

  • Los estatutos de las plataformas de Crowdfunding y sus autorizaciones de actividad son contradictorias de un país a otro. Así algunas caen bajo las reglas de las empresas de servicios financieros y pretenden utilizar el pasaporte europeo (Mifid) para ofrecer sus servicios en toda la Unión, mientras que otras tienen una prohibición de actuar en el extranjero.
  • Los niveles de las exenciones de prospectus varían de 0 a 5 millones de euros.
  • Los criterios determinantes de un inversor acreditado varían también de manera significante.

El resultado de la ausencia de best practices crea unas ventajas competitivas reglamentarias para algunas y confunden a todos, sobre todo, en un mundo en el cual muchos inversores intentan cazar las mejores oportunidades de inversión en todo el continente.

El resultado para todas las partes involucradas en este tipo de transacciones es más que confuso. Existen diferencias en muchísimos aspectos de las leyes del Crowdfunding adoptadas.

Visto el ritmo de evolución de las leyes sobre el Crowdfunding y la disparidad reglamentaria Europea, invitamos a todos los expertos del sector a comentar este post con informaciones que profundicen sobre el tema y nos comprometemos a traducir estos comentarios en los otros idiomas de nuestro blog.

Fdo. François-Eric Perquel.

Fuentes:

  1. Review of Crowdfunding regulation, Tax &legal workgroup of the European Crowdfunding Network (ECN)
  2. Informaciones de la EECA (European Equity Crowdfunding Association)
  3. http://www.crowdfundinglegalhub.com
  4. http://www.wikipedia.org

Las mejores plataformas de Crowdfunding en España

Os presentamos una lista de las mejores plataformas de Crowdfunding en España que hemos diseñado, a partir de criterios objetivos en cuánto a actividad, dinero total recaudado y porcentaje de éxito de las iniciativas postuladas, según los datos de los participantes.

El Crowdfunding en España, como en tantos otros países, se ha convertido en la esperanza de la financiación para empresas de nueva creación o nuevas ideas de proyecto. Con la imposibilidad de acceder al crédito tradicional, las plataformas de Crowdfunding se han convertido en el “salvavidas” de las PYMES y de los emprendedores de este país. El Crowdfunding se erige como una forma de obtener crédito para las ideas y proyectos que fomenta la participación y la interacción entre los diversos actores del ecosistema profesional y empresarial.

Existen diversos tipos de plataformas de Crowdfunding, basados en diferentes formas de interacción entre los participantes: Crowdfunding de recompensa, Crowdfunding de crédito, Crowdfunding de capital y Crowdfunding de donación. También se podrían organizar de dos maneras: Crowdfunding financiero (que serían las plataformas de Equity Crowdfunding y Crowdlending) y Crowdfunding no financiero (donde estarían las plataformas de Crowdfunding de recompensa y de donación).

En esta lista actualizada de las mejores plataformas de Crowdfunding Españolas, explicamos algunos detalles de uso y servicio de cada plataforma. Dichas plataformas han sido accedidas y probadas recientemente para asegurarnos de su correcto funcionamiento dado que, quien haya visitado algunas plataformas lo sabrá, hubo un “boom” de creación de plataformas Crowdfunding y el mercado ha hecho que se reduzcan para adaptarse a las necesidades del mismo. Os presentamos las principales de ellas, ordenadas alfabéticamente, con los datos que nos han informado.

Equity Crowdfunding

Bestaker. Con casi 9M€ captados, esta plataforma de Crowdfunding de inversión española se postula como la plataforma de Equity Crowdfunding que más dinero ha conseguido en España. Cabe señalar, no obstante, que cuentan con dos proyectos en marcha y que, sólo con el proyecto de Davalor, la plataforma ha conseguido recaudar más de 8M€.

Capital Cell. Capital Cell es la primera plataforma europea de equity crowdfunding especializada en biotecnología y ciencias de la vida. Capital Cell nació en los primeros meses de 2015, desde entonces ha cerrado con éxito 9 campañas por un total superior de €1.500.000 y ya está trabajando para levantar una ronda propia de €1.000.000 para su expansión internacional en el Reino Unido, que pretende convertir a Capital Cell en la plataforma de referencia para inversión en empresas biomédicas en Europa.  Capital Cell se destaca por ofrecer una solución completa de post inversión a las empresas e inversores, la plataforma Private Investments Network.

Creo en tu proyecto. Esta plataforma de Crowdfunding consiguió otro récord de recaudación de un proyecto en España. Se trata del diario El Español, de Pedro J. Ramírez, con más de 3,5M€, basándose en un mix de Crowdfunding de recompensa (subscripción al diario) y de Crowdfunding de capital (a partir de cierta cantidad, se obtenían también participaciones del diario). Al final, apostaron por el proyecto más de 5.000 inversores. Volviendo a la plataforma, actualmente se encuentra inactiva pero han demostrado que pueden ejecutar con éxito un proyecto de gran envergadura.

El Crowdfunding se erige como una forma de obtener crédito para las ideas y proyectos que fomenta la participación y la interacción entre los diversos actores del ecosistema profesional y empresarial.

Crowd Cube. Esta filial española de la plataforma Equity Crowdfunding inglesa, cuenta con varios proyectos para invertir, analizados y evaluados previamente, según la metodología de su matriz. Como la mayoría de plataformas de Crowdfunding, su financiación es a partir de una comisión por las operaciones realizadas. La comparación entre las plataformas de Crowdfunding (versión española vs versión inglesa) es un claro reflejo de ambos mercados, dado que la versión inglesa ha conseguido levantar más de 117M€ y, en cambio, todas las plataformas de Crowdfunding (financiero y no financiero) de España no llegan a los 60M€ (según los datos que hemos obtenido de este estudio). Desde julio de 2014 han conseguido recaudar más de 1M€, un dato nada despreciable en menos de un año de vida.

SociosInversores. Tanto por proyectos, como por dinero total recaudado, como por el porcentaje de éxito de las iniciativas, como la actividad diaria del portal, esta web se erige como una de las plataformas Crowdfunding más dinámicas de España. Esta plataforma basa su modelo de negocio en promocionar los proyectos de los emprendedores (existen diversos paquetes de promoción, con diversos costes) para que los inversores les encuentren e inviertan en ellos a cambio de lo que el emprendedor solicite. Puede ser una parte del capital, entrar como socio colaborador, dar un retorno monetario pactado por la inversión realizada y un sinfín de posibilidades según la negociación realizada por ambas partes. Desde sus inicios han conseguido más de 8M€ para todo tipo de proyectos e iniciativas.

The Crowd Angel. Esta plataforma de Crowdfunding de capital, presenta un modelo diferente a las anteriores. Evalúan los proyectos exhaustivamente para invertir en ellos a través de un fondo de capital riesgo. Al mismo tiempo, crean participaciones de 3000€ y las ponen a disposición de los inversores interesados. De este modo, los inversores reducen el riesgo de inversión (por la evaluación del proyecto por los entendidos en la materia) y se aseguran un mínimo seguimiento de la misma (se les envía informes del funcionamiento de la empresa). Han financiado cerca de 2M€ y son un apoyo importante para startups innovadoras, con modelos de negocio claros y con buenas perspectivas de funcionamiento.

las-mejores-plataformas-de-equity-crowdfundingFuente: Las plataformas que aparecen en el gráfico.

Crowdlending

Arboribus. Con 5M€ de crédito conseguido a través del Crowdlending, se convierte en una de las plataformas de Crowdfunding de crédito más activas de España. En su plataforma nos encontramos con empresas de renombre nacional e internacional que optan por esta forma de obtener el crédito, entre otros motivos, por su agilidad en los trámites de obtención del mismo. Desde luego es, como mínimo, un toque de atención a la banca tradicional.

Comunitae. Esta plataforma de Crowdfunding de crédito ha conseguido levantar 17M€ desde su fundación en 2009. Ya sea en Crowdlending o Crowdfunding en general, ninguna plataforma puede presumir de haber conseguido levantar tanto dinero en España a través de la financiación colectiva.

LoanBook. Esta plataforma de Crowdleding, ha conseguido recaudar 6M€ desde que empezaron, en 2012. Un dato que les posiciona como una plataforma referente en España que ofrece créditos con una rentabilidad media de 6’5% para los inversores. Es, sin duda, una alternativa perfecta a para la banca tradicional que ofrece unos intereses muy bajos.

MytripleA. Plataforma de Crowdlending que intermedia préstamos a Pymes, Autónomos y Emprendedores con inversores privados dispuestos a prestarle su dinero en mejores condiciones que un banco. MytripleA es la única plataforma de Financiación Alternativa con Licencia de Entidad de Pago otorgada por el Banco de España y ha conseguido 1,5M€ de reucadación.

Zencap. Multinacional alemana que tiene una plataforma filial española de Crowdfunding de préstamos a empresas. Es la plataforma Crowdlendig de referencia en Alemania pero que en España tiene mucha menos actividad que su homónima, entre otras cosas, como reflejo de la actividad del mercado en uno y otro país. Con apenas poco más de 1 año de vida en España, esta plataforma de crédito ha obtenido poco más de 2M€, una señal del fuerte impacto que está teniendo la financiación alternativa en este país y del potencial de crecimiento que tiene en los años venideros.

Fuente: Las plataformas que aparecen en el gráfico.

.

Con la entrada en vigor de la nueva ley del Crowdfunding, las plataformas de Crowdfunfing financiero (Equity Crowdfunding y Crowdlending) tendrán que hacer diversas adaptaciones, algunas incluso, afectado directamente a su modelo de negocio.

Crowdfunding no financiero

Goteo. Su nombre parece una metáfora de su crecimiento. Poco a poco, lentos pero sin pausa, ésta plataforma de Crowdfunding de recompensa va consiguiendo sus objetivos: respaldar el mayor número de proyectos de fines sociales, culturales, científicos, educativos, tecnológicos o ecológicos, que generen nuevas oportunidades para la mejora constante de la sociedad. Como plataforma de Crowdfunding, abogan por el código libre y por la participación colectiva no sólo monetaria. Con el tiempo, se ha postulado como la tercera plataforma de Crowdfunding de recompensa en cuánto a dinero total cobrado, con casi 3M€.

Lánzanos. Esta plataforma de Crowdfunding de recompensa, que ha completado más de 500 proyectos, es un excelente aparador para realizar la preventa de tu producto/servicio a nivel estatal. Tienen diferentes secciones para encajar tu proyecto y que los compradores puedan encontrarte según sus preferencias de apoyo. Al igual que la mayoría de plataformas de Crowdfunding, cobra una comisión por operación realizada. Desde 2010 han sido capaces de obtener 5M€ para los diferentes proyectos que han pasado por su web.

Mi grano de arena. Es el referente en cuanto a plataforma de Crowdfunding de donación. Activos desde 2009, han conseguido llegar a la cifra de 2M€ en donaciones a diversos proyectos de acciones sociales sin ánimo de lucro. Si quieres recaudar fondos para un proyecto social sin ánimo de lucro, ésta es la plataforma de Crowdfunding de referencia en España.

Verkami. Esta plataforma de Crowdfunding ha apoyado casi 3000 proyectos, con un dinero total conseguido de casi 15M€. Sin ninguna duda, estos datos hacen que se postule como el referente en las plataformas de Crowdfunding de recompensa en España. En este caso, su modelo de negocio es claro: una plataforma de recompensa (es decir, los proyectos piden dinero a cambio de recompensas o pre-ventas del producto/servicio) que, una vez obtenido el valor requerido, cobra un 5% de comisión al que pide la financiación. Es lógico pensar, que si pides un 5% más de lo que requiere tu proyecto, dicha comisión “recae” sobre los que financian el proyecto.

En este artículo hemos sintetizado la información que disponemos desde la investigación, la recopilación de datos a través de internet y, sobre todo, el contacto directo con los implicados. Esta lista cubre los proyectos más consolidados, referentes actuales del sector, que cuentan con un funcionamiento normalizado a día de hoy y que disponen de buenas previsiones de futuro. Con este artículo sólo pretendemos organizarlas por relevancia en cuánto a la aportación en cifras totales al Crowdfunding español en general, como sistema de financiación colectiva, para intentar hacer una “foto” lo más aproximada posible al panorama Crowdfunding actual en España.

grafico-crowdfunding-españa-2014Fuente: Asociación Española de Crowdfunding.

Guillem Comí.

Bienvenidos al Blog de Private Investments Network

Bienvenidos al Blog de Private Investments Network. Este es un blog corporativo que intentará verter luz sobre los asuntos más complejos y también, porque no, sobre los más livianos de la relación entre las empresas no cotizadas y los inversores. Nuestra intención es acercarnos a los inversores en capital, a los CEO’s, a los CFO’s, a los asesores, a los abogados, a los Family Office y, en resumen, a todos aquellos que estén próximos a la gestión de los aspectos jurídico-financieros de una empresa no cotizada.

“Este blog se propone verter luz sobre los asuntos más complejos y también, porque no, sobre los más livianos de la relación entre las empresas no cotizadas y los inversores.”

Nos respaldamos en los más de 15 años dando servicio tecnológico-financiero a diversas empresas financieras muy importantes a nivel internacional para publicar entradas con opiniones críticas, siempre actualizadas y con independencia. Tendremos un tono serio y profesional sobre informaciones generales que puedan interesar a tanto a los gestores de las empresas como a los inversores.

Esperamos que sea de su interés y, por favor, no dude en comentar las entradas en nuestro blog o proponernos algunas otras.